Busca tu receta

viernes, 5 de febrero de 2010

Trucha a la riojana (La Rioja, España)

La rica gastronomía de La Rioja no es incompatible con recetas tan sencillas como ésta que se prepara en apenas 20 minutos.
La trucha es un pez de agua dulce - aunque algunas especies viven en aguas salobres - emparentada con el salmón. Es por tanto un pez de los denominados "azules" y por tanto contiene vitaminas A, D y B, y ácidos grasos del tipo omega. No obstante sus valores nutritivos no son tan altos comparados con otros pescados azules y posee poca grasa por lo que habitualmente se considera un pescado semi graso y por tanto ideal para dietas bajas en calorías. La trucha es un pescado barato gracias a su intensa producción en piscifactorias. Se trata de una especie fácil de reproducir, alcanza tamaños adecuados y además sólo puede vivir en aguas muy limpias, por lo que podemos estar seguros de que al consumirla no "tragaremos" prácticamente ningún producto químico. Una seria desventaja es que es un pescado con una alta densidad de espinas por lo cual puede ser molesto consumirlo y no es adecuado para los niños. Éstos últimos deberían consumirlo únicamente tras una concienzuda limpieza o bien en forma de sopa.

INGREDIENTES
1 trucha por comensal
20 gramos de jamón serrano o similar con vetas de grasa (cortado en lonchas y por comensal)
Sal
Aceite virgen extra de oliva
Harina de trigo

1. Evisceramos y limpiamos bien el pescado, tanto por fuera como en el corte ventral.

2. Salamos interna y exteriormente.
3. Fréimos ligeramente (vuelta y vuelta, en total 30 segundos) el jamón en un par de cucharadas de aceite de oliva4. Retiramos la lonchas de jamón de la sartén y reservamos.
5. Enharinamos. Introducimos la mitad de la ración de jamón por comensal en el vientre del pescado (esto permite que el sabor del jamón pase a la carne).

6. En la misma sartén donde hemos pasado las lonchas de jamón freímos las truchas hasta que queden doradas. No hace falta añadir más aceite : con el de oliva y la grasa fundida del jamón, además de la aportada por la propia trucha es más que suficiente.


7. Con freirlas unos 5-7 minutos es más que suficiente. También es posible terminarlas al horno a 100 grados durante 10 minutos. Finalmente añadimos el resto de ración de jamón.



No hay comentarios:

Publicar un comentario